Cómo gestionar tu tienda online en vacaciones

Agosto, sol, playa.. ¿y la tienda online? ¿la puedo cerrar unas semanitas? Si este verano quieres desconectar, te explicamos cómo gestionar una tienda online en vacaciones. No quedes mal con tus clientes, ni dejes de ganar dinero, que tu tienda esté abierta 24/7, no significa que tu no puedas olvidarte de ella en vacaciones, sigue leyendo.

1. Avisa a tus clientes

«El que avisa no es traidor», lo primero que tienes que hacer para gestionar tu tienda online en vacaciones, es avisar de que no vas a estar, y por tanto, los pedidos que entren en esas fechas, no se van a realizar hasta X día. ¿Cómo? Por ejemplo con un Pop Up, «¡Atención! Nos vamos de vacaciones del 15 de agosto hasta el 1 de septiembre, los pedidos que se realicen en estas fechas, se enviarán la primera semana de septiembre, para cualquier duda, escríbenos a…»

Además, publícalo también en tus Redes Sociales, y cambia el horario en aquellos sitios donde lo tengas visible, por ejemplo, en FaceBook o Google Business. Así no dejarás «cabos sueltos». Si dispones de una Newsletter, también es muy buena opción para avisar a tus clientes, pero recuerda: que tu envíes un correo, no significa que ellos lo lleguen a leer así que, cuantas más formas uses para avisar de tus vacaciones, más clientes se enterarán.

2. Plazos de envío

Al final, a los clientes no les va a importar cómo gestiones la tienda online, les va a importar cuándo les llega el pedido a ellos. Por ello, es muy importante que esto quede claro, cuándo vas a volver a preparar envíos y sobre todo, cuando les va a llegar a casa. Para esto, una buena opción sería avisar en el proceso de compra.

3. Recompensa a tus clientes

La mejor manera de fidelizar a un cliente es recompensándolo. Aprovecha estos días de vacaciones para regalar un descuento especial a tus clientes por las molestias. «cupón SUMMER21», «20% de descuento en los productos más vendidos del verano», «regalo de toalla de playa por cada compra superior a 25€».

4. Mantén el correo al día

Sería bueno, al menos intentar, revisar el correo de vez en cuando, aunque estemos de vacaciones. No tienes por qué responder a los mails, a no ser que haya alguno especialmente urgente. Pero lo que si puedes hacer es organizarlos, en carpetas, con diferentes estrellas, ya sean pedidos nuevos, dudas de clientes, proveedores etc. En nuestras Redes Sociales, os recopilamos varios trucos de Gmail, cómo organizarlo, programar envíos, crear marcadores…

Si quieres leer todos los trucos, pincha en la imagen.

Sería bueno, al menos intentar, revisar el correo de vez en cuando, aunque estemos de vacaciones. No tienes por qué responder a los mails, a no ser que haya alguno especialmente urgente. Pero lo que si puedes hacer es organizarlos, en carpetas, con diferentes estrellas, ya sean pedidos nuevos, dudas de clientes, proveedores etc. En nuestras Redes Sociales, os recopilamos varios trucos de Gmail, cómo organizarlo, programar envíos, crear marcadores…

Si quieres leer todos los trucos, pincha en la imagen.

5. Organización

Antes de irte, incluso antes de preparar los avisos de vacaciones, organízate tú primero. Planifica la vuelta, deja preparadas las cajas, para que sea más fácil hacer los paquetes de envío. Si quieres saber unos consejos para preparar un envío online, pincha aquí.

¡¡ATENCIÓN!! (4)

5. Redes Sociales

También puedes dejarte contenido para Redes Sociales organizado, prepárate las imágenes y los textos y solo tardarás 1 minuto en subirlo desde cualquier sitio, incluso desde la playa. De esta manera, podrás irte de vacaciones sin renunciar el crecimiento de tu marca. Aunque puedas gestionar tu tienda online en vacaciones, renunciando publicar nada en tus Redes, esto sí afectará a tu crecimiento en ellas.

6. Siendo un poco radicales...

Si no quieres gestionar tu tienda online en vacaciones, y simplemente quieres desconectar del todo. existe el «modo mantenimiento». Simplemente, habría que modificar la página de aviso de mantenimiento o «en construcción» y personalizarla para que sea «modo vacaciones». De este modo la web dejará de funcionar, y no tendrán acceso a la compra. Pero como decimos, esto es un poco radical, no tiene por que ser necesario.

En conclusión, para gestionar una tienda online en vacaciones, lo mejor es: avisar a los clientes con tiempo, y de todas las formas posibles, hacer hincapié en los nuevos plazos de envío, recompensar a tus clientes por esta ausencia, revisar el correo por si hay alguna emergencia, organizarte muy bien, e intentar mantener al día las Redes Sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.